El ojo del Halkon

La semana legislativa que se inicia, parece ser una de las mas ajetreadas, puesto que el Ejecutivo presentará 14 proyectos de ley, los que son todos de primera categoría y que deben de ser estudiados por el Congreso con mucha responsabilidad y para lo que se espera que no se presenten pataletas, como la de los hermanos godos que no se supo si lo que querían era seguir con la tajada burocrática o que se les ayudara para poder salir adelante en los problemas judiciales a los que están sujetos a algunos de sus miembros a quienes no les pueden salir las cosas muy bien, por las pruebas que hay contra ellos.

Es necesario saber si la tan anunciada y nombrada unión nacional está tan firme como se cree y si respaldos tan concretos como los del Partido Liberal y los del Partido de la U se concretarán, no de habladas, sino de hechos que es lo que necesita en país en este momento, cuando se habla de un buen gobierno, aunque no en todos los sentidos de Juan Manuel Santos.

El cambio de ministros que se ha anunciado en algunos sectores puede llegar de un momento a otro, porque hay algunas carteras que no han dado los resultados suficientes, pero sería bueno que el Jefe del Estado tomara estas medidas muy a cabeza fría, porque hay mucha gente de la oposición que no quiere ver el trabajo de los ministros y no es por sacar la cara por nadie, pero la bronca que le tienen al Ministro de Transporte, quien fuera uno de los mejores alcaldes de la capital de Caldas es bastante grave y que pensar de la mala prensa y de los comentarios en corrillos contra el Ministro de Minas, es que eso de tener contentos a todo el mundo es bastante difícil y de eso debe saberlo muy bien el doctor Santos.

+++++++++++

Da vergüenza ver la foto que salió publicada a mediados de la presente semana en el diario El Tiempo, el periódico de mayor circulación en el país, en donde aparece el senador Iván Moreno Rojas en una posición desafiante y de burla durante el interrogatorio que se le adelanta por su comportamiento, en la Procuraduría General de la Nación. Iván Moreno cree que en Bogotá y a nivel nacional puede manejar las cosas a su acomodo, como lo hizo en la ciudad de Bucaramanga, en donde se dice que si no hubiera sido por el incendio a la alcaldía de esa ciudad las cosas hubieran sido diferentes para el hermanito del alcalde capitalino. Se le olvida a Moreno que la autoridad hay que respetarla y que es de gentes de bien responder por sus errores, o será que la justicia de este país se va a aterrorizar ante el poder de los hijos de “la Nena Rojas”.

+++++++++++

Los periodistas en Colombia estamos totalmente abandonados de la mano del Estado y de las agremiaciones, muchos no cuentan con una pensión o con una ayuda para poder vivir una vida digna y después de los años de prestar sus servicios a los medios de comunicación quedan abandonados a la mano de Dios, olvidando que también es necesaria la mano del hombre para poder subsistir.

Si no hubiera sido por la actitud humana y sensible del periodista William Giraldo, presidente del Circulo de Periodistas de Bogotá, CPB, los restos mortales del periodista José Antenor Gómez Suárez, quien falleció hace mas de una semana, hubieran tenido que ser depositados en una fosa común, pero gracias a las gestiones de Giraldo las cosas fueron diferentes, tuvo un sepelio digno y su cuerpo fue llevado al Cementerio de Chapinero en donde por fin descansará en paz, después de no haber tenido un techo para pasar sus últimos días y un bocado de pan, el que muchas veces era otorgado por personas que le conocieron y algunos esporádicos amigos.

Hoy el Círculo de Periodistas de Bogotá trata de buscar que el Seguro Social le reconozca a un gran número de periodistas una pensión, pues la inestabilidad laboral ha hecho que esto se complique y para ello es necesaria la ayuda del Gobierno, del que se esperan sus buenos oficios, ya que quien lo preside es un periodista nato. Es bueno que los periodistas nos unamos y no nos olvidemos que hoy podemos estar ocupando los mejores cargos, como jefes de prensa de ministerios, de entidades oficiales o jefes de secciones tanto en la prensa, la radio o la televisión, o directivos de las mismas, pero de lo que si no estamos seguros es de lo que nos pueda traer el futuro, porque tanto esos ministerios como esas empresas no son de nuestra propiedad y simplemente somos unos empleados a los que se nos trata muy bien mientras que servimos y después somos objetos olvidados.

+++++++++++

No entendemos que es noticia para muchos periodistas y principalmente para algunos medios de comunicación, la semana que termina fue de grandes éxitos en el deporte nacional, se repitió la historia de Martín Emilio “Cochice” Rodríguez, un joven colombiano fue campeón mundial, otro rey de la montaña en España y unos jóvenes humildes se coronaron campeones de fútbol de salón, pero a nuestros colegas redactores deportivos no les interesa sino hablar de muchos deportes que den mucho dinero como el fútbol y elitistas como el tenis y el golf y dar grandes espacios a corredores de autos que dan triunfos para ellos mismos y sus escuderías de vez en cuando, pero cuando un ciclista campesino deja su vida y su sudor sobre un caballito de acero esto no interesa. Hay que tener más equilibrio en la información y así como muchas veces nos dedicamos a mostrar solo la cara oscura de Colombia ante el mundo, debíamos de hacerlo con orgullo al mostrar estos triunfos de verdaderos campesinos y compatriotas salidos desde las entrañas de nuestra tierra.
Por: Rudames
[email protected]

  Share: