El Ojo del Halkón

He querido estar al margen de lo que puede suceder entre el ex presidente Álvaro Uribe Vélez y el presidente Juan Manuel Santos, porque cuando lo dijimos en una oportunidad nos calificaron como aves de mal agüero y se nos dijo que el ex jefe de estado no se metería en nada con el nuevo mandatario. Las cosas no han sido así y no sabemos porque al doctor Uribe se le metió en la cabeza que el país no puede vivir sin él y criticar cada una de las actuaciones de quienes están al frente del Gobierno, doctor Uribe, no cree que cuando los hijos se crecen y se independizan hay que dejarlos que hagan su propia vida y cometan sus propios errores y traten de buscar soluciones por su propia cuenta y no meterse en los matrimonios, porque el que se mete entre parejas siempre sale perdiendo y eso es lo que sucede cuando se está gobernando.

El ex presidente Uribe debería ocupar su puesto y no meterse tanto, para evitar palabras y opiniones como las del presidente Santos cuando olímpicamente dijo que él cuando salga del Gobierno se va a dedicar a otras cosas y sobre todo a dejar que su sucesor gobierne como sea.

Estamos en momentos políticos, pero como van las cosas van mal y estamos casi seguros que si el ex presidente sigue tan intenso, va a perder popularidad y así como se le ha anunciado que si se mete con la candidatura de Enrique Peñaloza, éste puede perder, lo mismo puede suceder en las diferentes regiones del país.

+++++++++++

Hay gente que no raja ni presta el hacha y es lo que está sucediendo en el país, en donde un grupo de amargados ha criticado hasta rabiar el trabajo del presidente Juan Manuel Santos, quién ha viajado, si, pero se ven los resultados de lo que está haciendo, muchos querrán que él se agarre a palabras e insultos con el vecino bolivariano y otros que no busque acuerdos comerciales en las diferentes latitudes del orbe, pero hay que mirar las cosas de manera positiva, a Juan Manuel Santos se le mira con respeto en Europa y ha demostrado que no es un hueso fácil de roer por parte de los norteamericanos, quienes nos han tomado del pelo desde hace mucho rato con el tratado de libre comercio. Sería bueno que las centrales obreras buscaran cosas positivas en lo que hace el mandatario y dejen esa tarea aburridora de criticar porque si y de criticar porque no, y esto no quiere decir que es que esté en contra de los derechos de los trabajadores, porque de verdad para que haya paz tiene que haber trabajo, educación y salud, pues de lo contrario todo será tiempo perdido.

+++++++++++

Hablamos de monopolios, de monopolios y de monopolios, pero nos hacemos los locos a la hora de ver las cosas y calificarlas como deben de ser. Qué pena que un tema tan delicado como la forma que se ha vendido a Cartagena a un solo grupo de comunicaciones, muy respetable como es RCN, no se trate de manera más amplia, porque desde el reinado de belleza, el Festival de Cine de Cartagena, el Festival de Música Culta de Cartagena y muchas más cosas pertenecen al Grupo Ardila Lulle que es RCN, lo que estamos de acuerdo con el colega Omar Rincón, quién en el periódico El Tiempo dijo que se estaba perdiendo la identidad de una ciudad, que no es de un grupo radial sino de todos los colombianos y qué decir de los premios que se entregan y que están patrocinados por el mismo grupo de comunicaciones.

Hablar de los premios India Catalina es decir, entregar premios al Canal RCN, entregar premios TV y Novelas, es decir entregar premios a RCN, y para despistar al enemigo se da uno o dos premios sueltos, cuando en el país se está haciendo la mejor televisión del continente, y no solo la hace RCN, hay que tener en cuenta al Canal Caracol, los canales regionales, que hacen unos grandes esfuerzos para tener buena programación y mostrar cultura y los mismos canales estatales tienen buenos programas, los que deben de tenerse en cuenta a la hora de entregar los premios.

Los premios antes mencionados han comenzado a perder credibilidad y eso es muy malo para todos, porque le hacen daño a los actores a quienes se les entregan los premios porque mucha gente ya no cree en ellos, no en los actores sino en los premios. No estoy en contra de la gran labor que adelanta RCN como radio y como televisión, pero si la manera como se está tratando de no dar oportunidad al ciudadano común y corriente de tener alternativas, porque no tiene alternativas, muchas veces ni con las propias publicaciones escritas, porque una revista que circula con uno de los diarios de mas circulación en el país y que no quiero mencionar solo habla de RCN en su 80%. No le hagamos daño a la casa Ardila y don Carlos Ardila sabe el aprecio y el agradecimiento que guarda por él, quien escribe esta nota

+++++++++++

Finalmente, pido un favor a los congresistas colombianos, que sean responsables y conscientes y se dediquen a estudiar la nueva ley para castigar a los conductores borrachos y así evitar que este sea el motivo de más muertes en el país.
Por: Rudames
[email protected]

  Share: