Golpe de Estado a Leonel Alvarez

La renuncia de Julio Avelino Comesaña de asistente de Leonel Alvarez para ocupar el cargo de Director Deportivo de las Selecciones, es una forma poco sutil de las Directivas de la Federación Colombiana de Fútbol de decirle adiós al técnico titular de la Selección de mayores pues en la práctica, Comesaña está pasando de subordinado a jefe de Leonel.

Las declaraciones de Comesaña después de su renuncia en las que critica a Leonel no las hace una persona sin autorización y el respaldo de quienes toman las decisiones.

“Acepté ser asistente porque estaba todo muy apresurado, todo era rápido, había una necesidad grande de compañía para Leonel, pero en este momento, y ahora, hay tiempo para recomponer el andar, creo que Leonel debe tener las manos libres”, dijo Comesaña.

“Él es el entrenador y puede escuchar a quien quiera. Pero si no quiere escuchar, no escucha. Y si escucha, analiza la información y toma las decisiones porque él es el responsable ante la opinión pública del equipo”, manifestó. “Él no me llevó a la selección, él me aceptó en la selección”

Lo que acaba de pasar, señores y señoras es, ni mas, ni menos que un Golpe de Estado de la Federación Colombiana de Fútbol a Leonel Alvarez.

  Share:

3 comments

La prensa tiene una responsabilidad muy grande en lo que está pasando con este tema. Recordemos su presión para la renuncia de Hernán Darío Gómez. Cuando la obtuvieron, se encontraron con que el reemplazo no tenía su misma experiencia. Qué sorpresa. Y entonces, generaron unas expectativas desorbitadas frente a las dos fechas anteriores de la eliminatoria: …“aquí clasificamos“. Siendo “periodistas deportivos“ se les olvidó que el equipo de Colombia tenía 4 titulares menos. Y así, inflamaron para que la afición y la dirigencia exigieran vencer al equipo con el mejor jugador del mundo, y al sorpresivo equipo que lo derrotó. Colombia con los suplentes no ha podido, ni puede todavía, ganarle a Argentina. No se les pasó casi nada. Ahora, esta “crisis“, provocada por los periodistas, no creo que convierta automáticamente a este buen equipo en campeón del mundo. Más bien lo aleja de ser siquiera “clasificado“.

Con todo respeto: a mí me parece que a Leonel Álvarez le falta ‘pelo para moña’; como Director Técnico le falta preparación, liderazgo y talante. A manera de analogía: no se puede poner a un joven de primer semestre de medicina, a operar a un paciente de corazón abierto, seguramente la persona se le morirá. Los directivos del fútbol colombiano tienen la última palabra, pero de lo que sí pueden estar seguros que un acto más de irresponsabilidad les saldrá muy costoso; el descontento de la fanaticada hacia los señores Bedoya, González, Yeserum y compañía limitada, es total. Tantos años estos personajes en la dirigencia de nuestro fútbol y tan poquito que hemos crecido, por lo contrario, estamos perdiendo espacio continental; Venezuela, que hace muy poco estaba por debajo de nuestro nivel, hoy nos miran con algo de desdén. Acordémonos que lo de Bolivia fue una ‘chepa’ al minuto final.

Comments are closed.