Las águilas volaron bajo

Que se puede decir de un partido en el que un equipo ataca todo el tiempo y el contrincante se defiende de igual manera y con pocas llegadas al arco local?. Ramos, un espectador más. La figura de la cancha: el público, las familias, las parejas, las barras. La defensa se comportó bien, destacándose Franco (seguro en los cierres) y Ochoa (permanente proyección por su banda). Los volantes de marca mejoraron su desempeño, especialmente Ramírez. Candelo, eximio pasador de balones. Cosme despertó del letargo y aportó su primer gol con la camiseta azul. Mosquera, aunque sirvió el centro para el gol, es poco disciplinado en marca y desesperan sus jugadas de más. Erick Moreno, está biche y le falta fundamentación técnica. Itagüí especuló y propuso poco. Arbitraje flojo e incompetente. Extraño ver jugar el equipo con cinco defensas y sin armador definido. Triunfo merecido y urgente, se suman tres puntos pero hay que afinar la puntería contra el rival de turno, la consigna es ganar o ganar el clásico bogotano, así que..a despertar delanteros!! esta es su oportunidad para “enamorar” a la hinchada azul o quedar en el anonimato para el resto del torneo!!

Saludos.

Alberto Díaz

  Share: