Se vale soñar 14 veces

Fiesta azul en las tribunas, marco espectacular de público para un partido en el que los nervios, la ansiedad y las ganas de hacer goles impactó el sentimiento de hinchas y jugadores. Candelo movía los hilos del partido y ponía a los delanteros sus pases medidos, mientras ellos dilapidaban las opciones de riesgo por exceso de velocidad o por individualismo. La falta de definición azul y un esquema ultradefensivo del equipo juniorista no permitió el lucimiento del juego local. Leonard Vásquez y Martínez apoyaron permanentemente por su zona, Robayo y Ramírez presionando y marcando en el medio, Franco y Torres en lo suyo salvo la jugada de Dayro Moreno que nos hizo pasar tremendo susto. Omar Vásquez estuvo perdido, sin picardía.
Clasificación justa y meritoria para el equipo embajador, dueño del mayor puntaje en el torneo colombiano II-2012, que ha sabido demostrar con actitud y jerarquía porque está en la FINAL con Medellín. Partidos de ida y vuelta ante los rojos de la montaña, con un técnico conocedor y táctico.
Se vale soñar, el objetivo…la estrella 14, ahora más que nunca!!
Albiazul saludo,
Alberto Díaz
  Share: