Cómo están la educación y el cuidado de nuestros niños?

BOGOTA, 27 de Abril ­_RAM_ Una tarde que paseaba disfrutando del sol picante de la ciudad de Bogotá, esa ciudad que no es de nadie, pero que al mismo tiempo es de todos, porque nos lo da todo, leí una valla publicitaria con un mensaje bastante diciente, del cual era autor la Policía Nacional y que decía en letras grandes y cursivas “Hay que educar al niño para no castigar al hombre del mañana”.

Que palabras tan sabias, si supiéramos educar y cuidar a nuestros niños, no tendríamos que ver los centros penitenciarios, con un hacinamiento que da miedo, jóvenes atracando en las calles y niños dedicándose a actividades totalmente diferentes a jugar, que es lo mejor que se puede hacer en esa época dorada de nuestra vida.

Al celebrar el día del niño se hacen muchas fiestas, los dirigentes y gobernantes hablan cosas muy bonitas, pero los programas que se deben de llevar a cabo no se hacen y lo peor de todo es que los padres en esta época moderna no están preparados para guiar a sus hijos por el mejor camino y muchas veces los enseñan a una vida supremamente fácil y otros creen que con mantenerles todo lo económico y material, se cumple con la labor de ser padres.

Hace unos años y muchos cuando yo era niño, se hablaba de castigar al hijo y se lee en la Biblia que Dios cuando nos ama nos castiga o mejor, nos corrige, pero ahora los psicólogos modernos enseñan a que los padres por lo general deben ser esclavos de los caprichos de los hijos, que no se les puede reprender y ahora peor que con algo fuerte que se les diga estos están en condiciones de demandar a sus progenitores.

A los hijos no hay que entregarles todo en bandeja, hay que enseñarles el valor de las cosas y hay que guiarlos por el buen camino con enseñanzas como el respeto a la familia, a los mayores, a sus semejantes y a ellos mismos.

En estos momentos se puede hablar de hijos huérfanos con padres, porque por lo general estos trabajan y son las empleadas del servicio las encargadas de la educación y de dar la comida y muchas veces de escuchar las quejas y los problemas, de los futuros hombres del mañana, que se van formando de una manera tal que no tienen seguridad y que van a dar también a sus hijos el mismo trato.

Para muchos padres la tecnología ha sido lo mejor, porque esto les sirve para tener entretenidos a los niños, mientras que ellos se dedican al trabajo, a las diversiones y a andar por el mundo a sus anchas, como si no tuvieran responsabilidades y cuando se presentan los problemas graves solo les queda quejarse y darse cuenta que es poco o nada lo que saben de sus hijos.

Definitivamente el mundo moderno es bastante delicado, porque en más de una oportunidad les toca a los hijos vivir como pueden, soportando la soledad de unos padres divorciados, de unos padres irresponsables, que no toman en serio la orientación y la educación de estos pobres jóvenes.

De verdad que hemos dejado a la mano de Dios a nuestros hijos y más tarde nos lamentamos, cuando aparecen los embarazos en las adolescentes, o la drogadicción, mal que está atacando cada día más fuerte a la juventud.

Es mucha la responsabilidad que tenemos, hay que enseñarles valores, el respeto a Dios y a la autoridad, porque en estos momentos son valores que se han venido perdiendo.

Decía una cuña radial y con mucha razón “Sabe usted donde están sus hijos en este momento?” y de verdad que podemos responder que un porcentaje muy grande de padres no saben responder a esta pregunta.

El día de los niños no debe de ser solo una fecha en el año, sino los 365 días, como también la responsabilidad para formar a los hombres y mujeres del mañana.

Por:  Rudames/ [email protected]

  Share: