Mineducación instaló el Congreso Nacional de Lectura y el Encuentro Internacional de Bibliotecas Escolares

BOGOTA, 23 de Abril ­_RAM_ Biblioteca Escolar: realidades y desafíos, es el nombre del evento organizado por el Ministerio de Educación Nacional con su Plan Nacional de Lectura y Escritura y Fundalectura.

“Hoy es un día muy importante para las Bibliotecas Escolares de Colombia. Hoy emprendemos un camino que nos permitirá conocer las experiencias y aprendizajes de maestros, bibliotecarios, promotores de lectura y expertos que se encuentran aquí y que han dedicado parte de su vida a consolidar este espacio como elemento fundamental en la educación; como el lugar donde niños y jóvenes tienen la oportunidad de acceder a información y conocimiento actualizado y permanente, que mejora su desempeño escolar y las oportunidades que tienen para construir una vida plena”.

Así lo destacó la ministra de Educación, María Fernanda Campo, durante el acto de instalación del 11º Congreso Nacional de Lectura y el 1º Encuentro Internacional de Bibliotecas Escolares, que se realizan de manera conjunta en el marco de la XXVI Feria Internacional del Libro de Bogotá, del 23 al 25 de abril, evento que también contó con la presencia de la ministra de Cultura Mariana Garcés, la directora de Fundalectura, Carmen Barvo, el presidente de Fundalectura, Carlos Gómez y la secretaria ejecutiva del Convenio Andrés Bello, Mónica López.

La Biblioteca Escolar: realidades y desafíos, es el nombre de este encuentro, que reúne los esfuerzos del Ministerio de Educación y de Fundalectura, uno de sus más grandes aliados en la implementación del Plan Nacional de lectura y Escritura: “Leer es mi cuento”. Evento que por primera vez reúne a bibliotecarios escolares de distintas regiones del país, maestros que han transitado por los caminos de la lectura y la escritura, secretarios de educación y directores de calidad y en el que participan representantes de los Ministerios de Educación de Argentina, México, Ecuador, Portugal, España, Chile, Brasil y Estados Unidos, entre otros países, que han liderado los planes de lectura en sus regiones o la consolidación de redes de bibliotecas escolares.

Unos 800 maestros, bibliotecarios escolares y expertos se darán cita durante tres días para compartir experiencias y reflexionar sobre el rol de la biblioteca escolar en los procesos pedagógicos que se desarrollan en las instituciones educativas. “Debatir sobre las realidades y desafíos que afrontamos para hacer que existan reales bibliotecas escolares en nuestros establecimientos educativos, nos llevará a conocer de primera mano las experiencias de otros países, compartir los aprendizajes y las prácticas de los docentes de nuestro país y proponer la reflexión y actualización sobre el rol que juega la biblioteca escolar en la promoción de la lectura, la escritura y la oralidad”, resaltó la Ministra Campo.

El papel que juega la biblioteca escolar en la construcción de una nueva ciudadanía y el fortalecimiento de la biblioteca y su incidencia en el aprendizaje, son algunas de las experiencias y reflexiones que desde este martes, presentarán conferencistas de la talla del español Daniel Cassany, licenciado en Filología Catalana y profesor de Análisis del Discurso en Lengua Catalana de la Universidad Pompeu Fabra de Barcelona; la chilena Constanza Mekis, coordinadora Nacional de las Bibliotecas Escolares CRA (Centros de Recursos para el Aprendizaje) del Ministerio de Educación de Chile; y la española Inés Miret, consultora especializada en proyectos digitales relacionados con la lectura, el libro y las bibliotecas.

Gracias a los espacios para la socialización de experiencias y orientaciones prácticas que contempla el Congreso, los asistentes podrán adquirir nuevos conocimientos para implementarlos en sus bibliotecas, lo que permitirá mejorar la calidad de los procesos de enseñanza en los establecimientos educativos. El Convenio Andrés Bello, que también apoyó la organización de esta jornada académica, estará presente durante los tres días del evento con el fin de recoger las experiencias de cada uno de los países participantes y poder trabajar en el desarrollo de nuevas actividades.

Durante su intervención, la jefe de la Cartera Educativa explicó los alcances del Plan Nacional de Lectura y Escritura (PNLE) y señaló que el Gobierno del presidente, Juan Manuel Santos, se propuso llegar con una Colección Semilla a cada uno de los establecimientos educativos del país, como la base y el inicio para el desarrollo del Plan. Campo indicó que se trata de una colección interesante y novedosa, pensada como modelo y maqueta para la conformación de bibliotecas escolares, compuesta por 270 títulos rigurosamente seleccionados con el concurso de distintos expertos, que reúnen equilibrio temático adecuado para todos los grados y asignaturas, criterios de calidad literaria, informativa y editorial, y que son pertinentes pedagógicamente para los grados dotados.

“Es muy grato decir que con esta colección hemos adquirido y entregado más de 5 millones de libros. Una compra sin precedentes en la historia de las bibliotecas en el país. Al finalizar el 2013, la Colección Semilla habrá llegado a cerca de 20.000 sedes educativas, casi triplicando la meta de 6.900 que nos fijamos inicialmente para el cuatrienio”, sostuvo la Ministra, el tiempo que aseguró que para ese momento, se espera haber formado como mínimo a 35.000 maestros y beneficiado a 5.3 millones de estudiantes en toda Colombia. “Hoy estamos aquí, porque esperamos que la semilla que estamos sembrando con la colección, revierta en una red de bibliotecas escolares que se nutra de las discusiones, reflexiones y cuestionamientos que surgirán después de estos tres días de aprendizaje”.

La Ministra también destacó el compromiso de empresas del sector privado que se han sumado a esta iniciativa, así como la acogida que el PNLE ha tenido a nivel territorial. “Ver el interés y compromiso de nuestros alcaldes y gobernadores con el plan de lectura, materializado en la cofinanciación por parte de 23 entidades territoriales por más de $8.500 millones de pesos en menos de 3 meses, y en la designación de 35 funcionarios de las distintas ciudades y departamentos para la coordinación del Plan, que hoy nos acompañan, para empezar a consolidar la Red Nacional de Bibliotecas Escolares, realmente nos demuestra que vamos por el camino correcto”, subrayó.

Asimismo, explicó que las acciones del Plan no se limitan solo a la producción y entrega de libros. Precisó que al Ministerio le interesa saber qué pasa con ellos después de que se encuentran con niños, jóvenes y maestros y qué cambios ocurren cuando una institución educativa tiene la oportunidad de pensar en su biblioteca escolar. “Por eso, y de manera paralela, formamos como mediadores de lectura y escritura, tanto a maestros, como a familias y estudiantes, buscando promover el uso y apropiación de las colecciones, y la cualificación y reflexión sobre las prácticas pedagógicas y didácticas de la lectura y de la escritura”.

Al finalizar el acto de apertura del Congreso, Campo Saavedra extendió la invitación a todos los asistentes a reflexionar y a darse la oportunidad de debatir y construir conocimientos de manera conjunta. “La invitación hoy es a que compartamos el valor de la palabra expresada en todas sus manifestaciones, a leer en familia, a que nos unamos en torno a una misma preocupación y procuremos entre todos empezar a tejer esa Red Nacional de Bibliotecas escolares que tanto necesitamos, porque estamos convencidos de que definitivamente la lectura y la escritura son también un vehículo para la paz”, concluyó.

 

  Share: