La crónica y el reportaje son los géneros más cercanos a la literatura: Alberto Medina

Por: Jorge Consuegra/ (Libros y Letras)

BOGOTA, 03 de Mayo ­_RAM_ Alberto Medina nació en Filandia, Quindío (Colombia). Es profesional en Estudios Literarios de la Universidad Nacional de Colombia y periodista de la Escuela Superior Profesional Inpahu. Trabajó en la Unidad Investigativa de El tiempo y luego en sus páginas de crónicas y cultura. Fue editor del periódico Carta Universitaria de la Universidad Nacional.

En los años noventa se vinculó a la televisión como libretista de los documentales “El juego del poder” y “Un medio para el ambiente” (mención de honor del Premio Nacional de Periodismo Simón Bolívar). Fue periodista político del Noticiero Nacional y cronista viajero de ese mismo informativo. En RCN Televisión fue editor político y subdirector del programa La Noche.

Actualmente trabaja con Caracol Televisión como Director de Información y jefe de su Unidad de Informes Especiales. Obtuvo el Premio Bicentenario de Periodismo Construcción de Memoria 2010 por el trabajo “Holocausto: 25 años de la toma del Palacio de Justicia”.

 

Dirigió el documental “Por los caminos de Gabo”, un recorrido geográfico por la vida y obra de Gabriel García Márquez, transmitido dos veces en el espacio “Entre ojos” del Canal Caracol.

Hace muy pocos días apareció en la mayoría de los diarios locales y regionales porque resolvió lanzarse al agua publicando su primera novela que ha sido muy bien recibida por los lectores a lo largo y ancho del país.

Su novela ha encantado y él mismo la resume diciendo que “Lucía Bretón y Pedro Nolasco Vallejo crean un mundo paralelo al de sus vidas cotidianas y repetidas y lo nutren con la lectura minuciosa de las páginas de amor de la literatura universal. La lectura los vuelve grandes amigos y amantes inseparables que buscan permanentemente caminos para verse, para amarse y para esculcar en la literatura los secretos del amor.

“Pedro Nolasco es un columnista crítico del gobierno que ha denunciado graves hechos que ponen en evidencia las infamias y los excesos del poder. Esa circunstancia lo deja en la mira de los organismos de seguridad que buscarán la mejor manera de callarlo. Lo persiguen con tecnología y lo amenazan con llamadas anónimas.

“A pesar de las presiones, ni Pedro Nolasco ni Lucía abandonan su doble vida: la de casados y la de amantes enloquecidos en su pasión. La historia, tejida a partir de los recuerdos y escritos que el amante le entrega a su amada, ocurre en un país sin nombre gobernado por un mandatario que goza de un amplio respaldo popular”.

El credo de los amantes es una novela de muchas novelas porque sus protagonistas son lectores de textos de amor y erotismo. Es, por decirlo de algún modo, una novela bibliográfica, porque está enriquecida por la literatura y por los diálogos que desencadena el goce de leer.

Con la historia de Pedro Nolasco y Lucía, Alberto Medina pone sobre la mesa de los lectores su primera producción  literaria que se hace pública porque desde muy joven trabaja en la escritura de historias y poemas, lo que incluso lo hizo merecedor en 1991 del segundo puesto en el Premio Internacional de Poesía Luis Vidales.

 

– ¿A qué edad pensó que iba a ser periodista?

 

– Después de soñar con ser escritor.  A los 16 años.

 

– ¿Qué lo impulsó a meterse en este oficio?

 

– La crónica y el reportaje porque son los géneros más cercanos a la literatura

 

– ¿Es de verdad el periodismo es el mejor oficio del mundo?

 

– Sin duda, pero después del ejercicio literario.

 

– ¿Qué le ha encantado del periodismo?

 

– La posibilidad de contar historias.

 

– ¿Alguna vez pensó en “tirar la toalla” como periodista?

 

– Alguna vez tiré la toalla del periodismo para estudiar literatura, pero una vez me gradué de literato la vida me llevó de nuevo por los caminos del periodismo

 

– ¿Cuándo escribió el primer remedo de cuento?

 

– Por allá a los diez años y, por supuesto, fue un remedo de cuento

 

– ¿Qué es lo que le fascina de la literatura?

 

– La construcción de imaginerías y la posibilidad infinita de jugar con el lenguaje

 

– ¿A veces se siente más novelista que periodista?

 

– Los dos oficios se terminan dando la mano. Con el periodismo me acerco a la realidad; con la literatura, me escondo de la realidad

 

– ¿Fue muy duro el calvario tratando de encontrar una editorial que le publicara?

 

– Durísimo. Es difícil encontrar quien te lea para publicar.

 

– ¿Cómo surgió la novela que ahora publica?

 

– Surgió de un recorrido personal por la historia de la literatura erótica. La historia de dos infieles que nutren su amor con lecturas eróticas me llenó de expectativas.

 

– ¿Cuál fue la mayor dificultad?

 

– Encontrar las palabras exactas para mantener un equilibrio poético en un tema como el erótico. Esa tarea es difícil porque mi meta era vivir en la metáfora del amor.

 

– ¿Es una novela para todos los públicos?

 

– Para mayores de 15 años

 

– ¿Tiene en salmuera otra novela?

 

– Estoy escribiendo otro novela de amor…Tengo listos muchos cuentos y otros escritos listos para su publicación.

 

Nadamos muy libres en este mar de libros

 

BOGOTA, 03 de Mayo ­_RAM_ Se cerró la vigésimo sexta edición de la Feria Internacional del Libro de Bogotá – Ecopetrol, FILBo 2013. La lluvia  no impidió  que llegara el anunciado mar de libros portugueses. La asistencia fue tan nutrida como aquellas letras lusitanas que protagonizaron el evento literario más grande del país. La música, el arte y las letras, se tomaron Corferias durante dos semanas llenas de libros donde el calor único de las hojas de papel, recibió a los tantos asistentes que llegaron para empaparse de cultura.

Diariamente, como un ritual, se abrieron las puertas de miles de mundos inimaginables. Las puertas de Corferias recibieron un sin fin de olores, colores y edades, que entraron con la velocidad del agua por esas calles tan amplias pero a la vez tan angostas para la cantidad de entusiastas que decidieron entrar. Pasando el arco, que como Don Quijote nunca perderá vigencia, los entusiasmados lectores se toparon con un espacio de reflexión antes de iniciar el recorrido interminable de la Feria. La exposición de memoria histórica y niños perdidos de Armero, montada por la Fundación armando Armero, se mantuvo en pie como las banderas que la acompañaron bajo ese clima tan irregular y contradictorio como las entidades del Estado, cuya memoria también pareció cubrirse de barro hace 27 años.

La visita de los colegios fue una constante que se vivió durante esos días de feria, donde los coloridos uniformes de las instituciones educativas de la ciudad tapizaron cada uno de los pabellones. Mientras los más pequeños se paseaban por la zona dedicada a la novela gráfica, riendo y retratándose con impaciencia frente a los caricaturistas, los mayores conocieron ese país europeo donde nació toda una tradición literaria.

Como espejo de José Saramago, ese portugués que ganó el Premio Nobel de Literatura en 1998, llegó una mujer enamorada de la vida y del escritor con el que compartió tantos días. Pilar del Río llegó a Colombia para compartir esas historias que la llevaron a crear una fundación para homenajear al hombre que robó tantos corazones como libros escribió.

Los invitados de la Cámara Colombiana del Libro causaron un gran impacto frente a los inquietos  lectores que asistieron a cada una de las charlas que se desarrollaron bajo el recuerdo de la literatura universal. Los nombres de cada salón recordaron a escritores que únicamente permanecen en sus obras. Las largas filas de miradas eufóricas, se formaron frente a cada auditorio simplemente para escuchar a esos autores que han sembrado semillas de toda clase en el público colombiano. Las sombrillas azules se alinearon como un reflejo del cielo, para entrar a presenciar la histórica visita de Jean-Marie Gustave Le Clézio. La figura más importante y esperada de la Feria, conversó con el colombiano Óscar Collazos durante una hora y media de bombardeo prosístico.

Como Odiseo luchando por llegar a Ítaca, los visitantes entablaron justas con las mesas de la plaza de comidas para poder atracar en ese puerto y almorzar. Más fueron las batallas perdidas que las ganadas en la calurosa plazoleta que reunió el salpicón de olores más variado de la Feria.

La infinidad de papeles que formaron cada uno de los universos guardados en esos estuches que llamamos libros, se mezclaron entre los stands de los tan diversos expositores que hicieron parte de la Feria. Cada pabellón se convirtió en un cementerio de libros donde las historias despertaron en el momento de abrirlas, sumergiendo así a los lectores que nadaron en las obras. Hubo tan solo un pabellón donde ocurrió lo contrario y los personajes de los cuentos abandonaron momentáneamente las hojas que los cobijan, para compartir con los niños que admirados los miraron e incluso hablaron con ellos. Así el pabellón infantil y juvenil se convirtió en el hogar de un realismo tan mágico como macondiano.

La Feria se convirtió así en un libro más de la historia literaria universal, cuya primera página se abrió el 18 de abril. A medida que se pasó cada una de las hojas, transitaron diversos personajes que desfilaron advertidos por la mayoría, pero inadvertidos por algunos cuantos. Figuras como el periodista de inmersión más importante del mundo, Günter Wallraff, el gigante estadounidense especializado en temas judiciales, John Katzenbach, el aficionado a la enseñanza de la lengua, Daniel Cassany, el alemán enamorado de la escritura, Peter Stamn, y el candidato a Nobel neerlandés, Cees Noteboom, entre otros, protagonizaron este libro que se cerró, para no volverse a abrir, el primero de mayo. Un abrebocas del siguiente capítulo que aún está en proceso de redacción, se presentó hoy en el salón Porfirio Barba Jacob. El protagonista de este inédito que saldrá a relucir entre el público bogotano el próximo año, será Perú.

Aun las puertas permanecen abiertas, recibiendo a esos soñadores tardíos que aprovechan hasta el último minuto para encontrar el mundo y encontrarse a sí mismos en aquel objeto tan pequeño e inmenso que llamamos libro. El número de  visitantes incrementa con cada respiración, sobrepasando la cifra de 433.000 almas enamoradas de las letras.

Ya concluida la feria se recogerán todos esos mundos reunidos en el papel. Las cajas rebosantes saldrán cargadas por esos hombres, cuyos rostros sonrientes demostrarán que la literatura vive y permanece, en este país de las maravillas.

 

El Banco del Libro de Venezuela, premia la literatura infantil del Fondo de Cultura Económica

 

BOGOTA, 03 de Mayo ­_RAM_ El pasado 26 de abril, el Banco del Libro celebró la trigésimo tercera edición de “Los mejores libros para niños y jóvenes”, uno de los eventos más importantes en su género en Hispanoamérica, en donde se reconoce la calidad y variedad en el mercado editorial de las publicaciones en español.

“Nocturno”, de Isol, “Por el color del trigo”, de Antonio Malpica y “Atrapados”, de Oliver Jeffers, obtuvieron el reconocimiento como los mejores libros originales infantiles, que otorga el

Banco de Libros en la categoría de originales, para los dos primeros y traducción para el tercero.

De igual forma, “El camino más largo”, de Nicolás Arispe, “Animales al natural: un zoológico portátil”, “Animales al natural 2: un acuario portátil”,” Animales al natural 3: un zoológico portátil” y “Cómo ser un explorador del mundo: museo de vida portátil”, de Keri Smith, son galardonados en la categoría de personaje entrañable, colección y libro informativo, respectivamente.

La autora colombiana Irene Vasco, recibió por su libro Mambrú perdió la guerra, el reconocimiento como uno de los tres imprescindibles, para el jurado de bibliotecarios.

Los libros seleccionados por parte del Comité de Evaluación del Banco del Libro, generan en los lectores, gracias a su composición, cuestionamientos y reflexiones en torno al respeto por las diferencias, la comprensión, tolerancia al cambio y la importancia de los vínculos afectivos.

Los textos también abordan temas de actualidad, donde la violencia, los conflictos sociales y bélicos, son abordados de forma explícita pero respetuosa, analizando los distintos matices e influencias desde diferentes puntos de vista; respecto a los libros de información éstos promueven la investigación y la curiosidad, generando preguntas a partir de temas atractivos como la vida de los animales pero también a partir de la cotidianidad, que ofrece infinitas opciones para explorar.

 

El Banco del Libro

El Banco del Libro es una Asociación privada de origen venezolano, que investiga y ejecuta actividades dirigidas a niños y jóvenes con el fin de promover su formación como lectores críticos, con el fin de favorecer la participación ciudadana en los procesos sociales y tecnológicos contemporáneos.

 

 

  Share: