Valioso empate

Partido vibrante y emotivo, abierto, hecho para el talento y los habilidosos. Los caleños recurrieron a la juventud, velocidad y derroche de vértigo, pero Millonarios bien plantado fue más efectivo en el primer tiempo. Robayo (de media distancia que pega en un defensor), Brayan Moreno por el rival y Franco (después de varios rebotes en el área) se hicieron presentes en el marcador. Candelo, Otálvaro, Robayo, Ramírez, Franco, Erick Moreno mostraron la entrega y actitud necesaria.
Sin duda los arqueros Delgado y Mondragón fueron héroes y figuras de la cancha, acallando gritos de gol. Para el segundo tiempo Millos mantuvo el toque y control de balón, el rival no aflojaba y Lizarazo de media distancia decretó el empate. Alex Díaz se hizo expulsar por doble amarilla. Cuando todos creían que el visitante se defendería con diez hombres atrás, el técnico azul movió el banco con Mosquera, Leudo (por Mayer lesionado) y Rentería a media máquina(por un deslucido Montero) e hizo lo contrario, no se regaló porque atacó y contragolpeó y la defensa también respondió. Los jueces de línea y el árbitro Roldán mostraron su mejor lado localista, nada de extrañar. Valioso empate, que también pudo ser victoria y afortunadamente no fue derrota si entra la pelota en la última jugada del partido.
El próximo partido contra Junior es definitivo en las aspiraciones de clasificación por ser rival directo, entonces la consigna es “congelar” a los tiburones en el Campín.

Albiazul saludo,

Alberto Díaz

  Share: