La siguiente generación de Seguridad Bancaria

Por: : John Osma.–**

Expresiones como “poco confiable” e “insegura” a veces van de la mano con la industria de servicios financieros. De acuerdo con  la encuesta de 2013 del Edelman Trust Baro meter, menos del 50% de los estadounidenses consideran a los bancos como dignos de confianza. Hubo una disminución sustancial desde 2008, cuando para ese entonces se reportó que el 68% de los estadounidenses ponían su confianza en los bancos.

Entre los encuestados, las industrias de servicios financieros y bancarios fueron reportadas como las industrias en las que se tiene menos confianza en el mundo. ¿Quién será el culpable de esta rápida disminución de la confianza en los bancos?

Muchos expertos de la industria sugieren que uno de los factores primarios son los ataques cibernéticos. La encuesta encontró una correlación directa entre la percepción de privacidad y seguridad en información personal bancaria y los rangos de confianza en los bancos.

Cada vez más las violaciones de seguridad se hacen más comunes y atraen mayor atención de los medios, por esta razón muchos estadounidenses siguen sin creer en la confiabilidad de la industria financiera de los EUA para proteger sus informaciones y recursos financieros personales.

El nivel actual de desconfianza en los bancos, realmente ofrece una oportunidad inmediata a las instituciones financieras para incrementar sus medidas de seguridad, que – a su vez – pueden ayudar a aumentar la confianza de los clientes y mejorar la participación de mercado.

El primer reto que enfrentan las instituciones financieras es proteger no solo sus ingresos, sino también su reputación. Para poder hacerlo con éxito, los bancos deben enfocarse en amenazas que no aparecen aún en su radar, en vez de combatir amenazas conocidas. Los bancos necesitan tomar una postura más agresiva y enfocarse en las amenazas de seguridad de próxima generación – no sólo lanzar actualizaciones incrementales que solo tapan agujeros en la arquitectura existente. Por ejemplo, una estrategia de seguridad que utilizan algunas instituciones financieras es la aplicación de nodos de comunicación, tales como laptops y servidores que están  “encubiertos” (cloaked), haciéndolos indetectables a comunidades no afiliadas. Las claves criptográficas permiten que la comunidad segura acceda a la información cuando sea necesario y completar transacciones financieras de forma segura y sin riesgos. Los nodos ocultos y las transacciones indetectables eliminan la posibilidad que alguna vez sean objetivo de hackers maliciosos o incluso protegerse de empleados incautos

Otra medida de seguridad innovadora que ayuda a proteger a los altos ejecutivos de amenazas cuando están viajando, es proveerlos con un dispositivo USB, con nivel de seguridad de grado militar que convierte cualquier computadora de escritorio o laptop en un dispositivo autorizado para acceder a una red segura. Esto agrega más protección a los ejecutivos viajeros que necesiten intercambiar información delicada de manera remota y hacer transacciones de alto valor.

Pensar en seguridad bancaria de modo progresivo no solo brinda niveles de seguridad extremadamente altos a las redes TI de las instituciones financieras, sino además permite proteger los recursos financieros de estas organizaciones y sus clientes.

La implementación de tecnologías de seguridad de próxima generación permitirá a los bancos y otras instituciones financieras, ofrecer nuevos servicios y nuevos niveles de seguridad a sus clientes. Con el incremento de seguridad y protección, se podrá renovar la confianza de los clientes en los servicios de las instituciones financieras.

** Director de Ventas de Unisys

 

 

  Share: