¡Un empate con sabor a victoria! Itaguí (2) – Millonarios (2)

Por: José Pérez, hincha azul.–

A pesar que en estas tierras paisas, la mayoría son del verde o del rojo y que ser hincha de otro equipo es poco común (Millos tiene hinchas en toda Colombia), a pesar de esto, algunos pudimos acompañar al equipo en el hotel, donde se concentró horas antes al partido, compartir con jugadores y directivos, tomarnos algunas fotos y recoger un par de autógrafos.

A pesar de la restricción a los hinchas visitantes de entrar al estadio con camisetas y artículos alusivos a Millos, a pesar de las amenazas previas que circularon por las redes sociales contra los seguidores millonarios que fueran hoy al Estadio de Ditaires, a pesar de esto, llegó una buena cantidad, como siempre (de los 2.000 espectadores que asistieron, aproximadamente 1.000 eran de Millos) de seguidores embajadores (la violencia no puede alejar a una hinchada, sea la que sea, de un estadio).

A pesar de la barra dorada que alentó incansablemente al local, a pesar de los hinchas del verde antioqueño que ingresaron a apoyar a las Águilas Doradas, a pesar del “ole, ole, ole” que los de casa corearon en algunos pasajes del partido, a pesar de recordarnos el 8-0 en varios momentos del encuentro, a pesar de esto, los que asistimos, pudimos también cantar, alentar y animar al equipo (se escuchó como es costumbre, el “Vamos vamos Los Millos, vamos vamos a ganar, una vez más, te venimos a alentar!!!”).

A pesar del inclemente sol del primer tiempo y a pesar de la lluvia del segundo período, a pesar de esto, nuestros jugadores no se diezmaron ni se dieron por vencidos, luchando cada bola, sacando fuerzas hasta el último minuto para no salir derrotados.

A pesar del mal momento de Wason (ojala mejore y retorne al nivel que tuvo cuando llegó a Millos; debemos recordar que este mismo jugador, fue clave en la conquista de la 14 y goleador de la Copa Suramericana del año anterior), a pesar de esto, tenemos otro delantero como Dayro que se encuentra en excelente nivel: corre, le pone ganas, las lucha todas, saliendo como la figura del partido, marcando los dos goles (a los 40 minutos del segundo tiempo, marcó el descuento y en el tercer minuto de la adición, empató con un golazo) y convirtiéndose en el goleador del campeonato con 9 tantos (ojo Peckerman, hay que tenerlo en cuenta).

A pesar que Itaguí con el 2-0 parecía que iba a pasar de largo y a golear, y a pesar que el primer tiempo el local dominó, a pesar de esto, el azul se apropió de la segunda parte y sacó un valioso empate.

A pesar que no somos líderes, a pesar de esto, Millos sigue en el grupo de los 8 y en esta Liga, sólo ha perdido un partido de once jugados y lleva un invicto de 8 partidos sin perder.

A pesar de las lesiones que por estos días afronta el azul (Luis Mosquera, David Ramírez y Luis  Delgado), las cuales ya preocupan si a esas se suman las otras, ocurridas este año también (Jorge Perlaza y Juan Esteban Ortiz, ojala vuelvan pronto todos ellos) más las de los ya recuperados (Nelson Ramos y Yuber Asprilla; siete lesionados en un año es mucho!) a pesar de esto, Millos tiene otros jugadores que los han reemplazado, aportando lo suyo al funcionamiento colectivo del equipo, equipo que sigue unido y agradeciendo juntos (como sucedió al final del encuentro, cuando se reunieron en la mitad de la cancha a orar y agradecer el resultado de hoy).

A pesar que la enfermedad llegó a Millos (Mario González y Tatiana, la esposa de Delgado, ambos mejorando día a día), a pesar de esto, Dios continúa con ustedes y se seguirán recuperando!

A pesar que no se ganó, a pesar de esto,  hoy se logró ¡un empate con sabor a victoria!

PD: Vivamos el fútbol en paz, tolerancia y viéndolo como una fiesta y no como una guerra en lo que se convirtió.

Fotos: José Pérez.

 

  Share: