Basura de datos, el síndrome de Diógenes del Siglo XXI

Por: Guillermo Moya.—(*)

¿Sabe cuánta data tiene que hace más de un año no toca? Con toda seguridad llega al 50% del total. ¡Mucho! Ocupando espacio en la memoria de sus computadores, ralentizándolos, quitando capacidad de la data más importante y crítica… ¿por qué, entonces, no sacarla de su almacenamiento de misión crítica y llevarla a una plataforma más económica, o bien al cloud?

Tendemos a no querer eliminar nada. Tenemos el síndrome de Diógenes informático y almacenamos, también en nuestras casas, millones de datos “por si algún día” los necesitamos. Música, películas, documentos, fotografías… que nunca vuelven a ser vistos u oídos. A veces esto también ocurre en nuestras empresas. Data que ocupa sistemas altamente eficientes y caros y que podría estar en almacenamiento más adecuado, dígase, barato y que consume menos energía.

Aprovechemos el nuevo año, no solo para hacer una limpieza de closet, o de espíritu, sino para hacer una limpieza de data. Comparta los archivos en Syncplicity de EMC en lugar de que toda la familia tenga las mismas fotografías en sus dispositivos y toda la empresa tenga duplicadas las bases de datos.

En esta materia la computación en la nube tiene mucho que ofrecer, puede ayudarnos y mantener a salvo de “muertes electrónicas” toda nuestra información. Permite trabajar en grupo, mantener archivos actualizados… ¿qué sucede si cada empleado actualiza la base de datos que tiene en su PC? ¿Cómo puede el resto de la empresa aprovechar esa nueva información? No puede. A menos que ese documento esté compartido y todas las modificaciones se hagan “para todos”. ¿Qué pasa si pierdes tu computador o tablet? ¿cómo recuperas tu información? Preguntas que conviene hacerse ahora que comenzamos el 2014.

Nos quejamos de lo lentos que van nuestros computadores, pero los tenemos saturados. Y no se trata de comprar mucho storage, sino de optimizarlo. Revisar la información, evitar la duplicación, almacenar donde corresponde la data que no se utiliza y permitir que el ordenador funcione rápidamente para hacer las operaciones que sí son necesarias.

(*)Director de Ventas de EMC

 

  Share: