Apuntes para una discusión sobre liderazgo y gobernabilidad

Con la propuesta “Gobernabilidad y liderazgo” como tema central se realizó el viernes en Bogotá el primer foro de “Encuentros Hora 20” una nueva propuesta de Caracol Radio bajo la moderación y dirección de Diana Calderón.

Los invitados fueron el Presidente, Juan Manuel Santos, el Director del Foro Interamericano, Michael Shifter y Moisés Naím, uno de los grandes pensadores latinoamericanos de nuestro tiempo y autor, entre otros muchos, del libro El Fin del Poder que analiza porque grandes corporaciones se hunden, los Papas renuncian y los gobiernos se vean impotentes antes los cambios sociales que recorren el mundo a la velocidad de Internet.  

El primer orador fue el Presidente Santos para quien la Gobernabilidad depende del crecimiento económico y la sostenibilidad fiscal. Santos admite la importancia que están adquiriendo las redes sociales en la vida política de los países y lo difícil que resulta gobernar bajo la presión que generan. “Hay que acoplarse a esa nueva realidad”, concluyó.

Para Moisés Naím, los jóvenes no quieren participar en política porque los Partidos Políticos perdieron su capacidad de atraerlos, le temen a la estigmatización que implica el ejercicio de la política en países como los latinoamericanos. “No es posible tener democracia sin partidos políticos” advirtió.

Naím puso sobre la mesa de discusión un tema que mereció más atención. La aparición de movimientos o grupos políticos cuya única razón de ser es oponerse a todo sin proponer nada a cambio. La denominó la “vetocracia”.

Michael Shifter estuvo de acuerdo con Naím en señalar la pérdida de atracción de los partidos políticos. “Hay que reinventarlos” dijo, pero ante una pregunta de cómo se los imaginaba respondió que no tenía una fórmula exacta para recomendar, pero señaló que tienen que ser más ágiles para asimilar los cambios sociales, probar nuevas formas de organización y reducir la burocracia.

¿Cómo recuperar la gobernabilidad en una sociedad polarizada? Le preguntó Diana Calderón a los panelistas. Y citó el caso de Bogotá como ejemplo. El diálogo, respondió el Presidente, Juan Manuel Santos es la única alternativa. “Hay que respetar las diferencias,” reclamó.

Santos intentó culpar a los medios de comunicación de la crisis de los partidos. “ Los medios de comunicación satanizan los partidos. Esa crítica espanta a la gente de los partidos porque no quiere que la linchen mediáticamente. Las generalizaciones hacen daño. Los medios deberían defender la institucionalidad.”

La contraparte de la tesis presidencial fue Moisés Naím para quien son los mismos políticos quienes se encargan de desprestigiar a sus partidos y oponentes. Citó a manera de anécdota la historia del Presidente de una multinacional de comida rápida a quien su agencia de publicidad le aconsejó una campaña atacando la calidad de los productos de su competencia. El hombre la rechazó argumentando que atacar la calidad de los productos de su oponente deterioraba la categoría de comidas rápidas, lo cual terminaría por afectarlos a ellos mismos.

“El político no es un enemigo. No hay que satanizar a la oposición”, destacó.

Al final, Naím se refirió a las redes sociales. Dijo que son una realidad. Que aunque crean más problemas de los que pretenden solucionar hay que aprender a lidiar con ellas. “Crean la ilusión de que hay una organización, pero no hay nada. Sólo pasión. Los grandes cambios necesitan liderazgo y estructura.

 

  Share: