Pálida derrota

Por: Alberto Díaz.–
Ante el colero del torneo, pobre y triste presentación azul. Toques sin profundidad, flojo partido, Millonarios se dejó irrespetar por un rival de poca jerarquía. El equipo no pudo despertar durante el partido, se dejó manejar por el local que con poco obtuvo el triunfo. Para colmo de males una serie de “fantasmas y esperpentos” en el campo, léase Vásquez, Otálvaro, Plata, Lopes, Leudo, pecho fríos que no sienten la camiseta y son incapaces de poner la testosterona necesaria para cambiar el panorama del juego.
De qué sirve controlar el balón si no hay goles? la memoria futbolística se perdió y se cansaron de luchar??? no es justificable recargarse en los puntos obtenidos y dejar que los partidos pasen sin ton ni son, irrespetando a una hinchada fiel, comprometida que conoce y sabe de fútbol.
M´Bami en poco tiempo demostró que con claridad, buscando sociedades y un fútbol práctico es capaz de ordenar las ideas y al equipo. Candelo apagado, Vargas y Robayo intentaron apoyar sin éxito. Partido para el olvido, sería imperdonable un mal resultado contra Tolima la próxima semana poniendo en peligro el plus en la clasificación.
Ojalá la Semana Santa le sirva al grupo para tener su propio “viacrucis”, de reflexión y “mea culpa” para corregir y avanzar y llegar a los partidos de ida y vuelta con los dientes afilados. No hay peros ni excusas, un equipo glorioso no puede darse el lujo de perder con equipos semiprofesionales y novatos.
Albiazul saludo.
  Share: