Clasico empate

Por: Alberto Díaz.–
Partido movido y frontal. El técnico Israel recurrió a jugadores no titulares en la etapa anterior como Mosquera, Blanco y Vega para darle mayor solidez al equipo en marca y buscando alternativas de salida rápida. Los cardenales especulando en el primer tiempo con dos líneas defensivas muy juntas y llegadas de contragolpe. Millonarios buscó el partido con toque control intentando volumen de juego y pases precisos pero sin contundencia. Agudelo y Nuñez, como es su perfil, regateaban en el área en búsqueda del gol. Vikonis genial cuando lo exigieron. El rival adelantó líneas e incomodó con centros de costado y jugadas rápidas.
Para el segundo tiempo el juego mantuvo la angustia y vértigo. El equipo rojo se vino encima pero Millos mantuvo la clama y procuró llegar con jugadas de riesgo. Blanco marcó bien; Silva no mejoró, Vega se destacó, Cadavid-Mosquera- Henríquez con seriedad y actitud, Mayer la tocó, Vargas la sudó, Robayo una opción se  comió y el partido en tablas quedó.
Hubiera sido injusta una victoria del local por lo hecho por el equipo azul durante el partido. En la única jugada que le quedó a Rangel aportó el penal que Insúa cobró impecablemente.
Esta vez el arbitraje estuvo decente y salvo algunas jugadas recias mantuvo el ritmo del partido. Sigue el equipo barranquillero, el cuadro embajador tendrá la oportunidad de mostrar ante su fanaticada de qué está hecho.
Albiazul saludo.
  Share: