Colombia vista a través de los ojos de un inglés

Este 10 de septiembre se estrena en las carteleras de cine ‘Colombia Magia Salvaje’, la película coproducida por el Grupo Éxito y la Fundación Ecoplanet que lleva a los espectadores en un viaje de 126.864 kilómetros, desde la Sierra Nevada de Santa Marta, los Llanos Orientales, la Amazonía hasta la costa Caribe, pasando por el Pacífico colombiano, la región andina, las islas de Providencia, Malpelo y Gorgona o la Serranía de Chiribiquete.

El encargado de materializar la película sobre Colombia, dirigirla y escribirla fue Mike Slee, un hombre con más de 30 años de trabajo en el mundo de las imágenes, cuya especialidad familiar casi que lo había impulsado a elegir su profesión desde niño. “Mi familia ha trabajado en televisión, en la escritura y en el teatro desde hace varias generaciones, así que ese ha sido mi instinto y mi legado. Estudié en una escuela de cine en Londres y luego comencé a trabajar en la BBC. Comencé como documentalista, pero pronto sentí que era hora de dar el paso y convertirme en director”, cuenta desde su oficina en el Reino Unido.

Así lo hizo. Y además, fundó su propia compañía. Entonces decidió trabajar en los temas que más lo emocionaban: la música, la ciencia, el arte y la naturaleza. Bichos, una cinta de 2003, lo catapultó como realizador, así como una nominación a los premios BIFA y otra a los Emmy, y algunos de los documentales más conocidos en el mundo, como El vuelo de las mariposas, que recuerda el recorrido de las mariposas Monarca desde Canadá hasta México.

Con esa experiencia de contador de historias decidió asumir la primera gran película sobre la naturaleza de Colombia desde un punto claro de vista: “Sumergirme en el tema, rastrear las grandes tragedias que vive el mundo y tratar de comunicarlo a todos los demás. Colombia no tenía una historia natural narrada cinematográficamente a la medida de su biodiversidad ni de su vida salvaje. Era un reto”.

Consciente de que su trabajo es el mejor del mundo, Mike Slee se reunió con el equipo y decidió sumergirse en la historia. “Con Colombia me sucedió lo que siempre me pasa en todas las situaciones: entiendo qué maravilloso planeta tenemos. Siempre me sorprende. Colombia me lo demostró una vez más”.

No había visitado antes el País, pero se fue de nuestro territorio con la convicción de que ahora lo conoce mejor que la mayoría de colombianos después de estar al menos diez veces en algunas de las zonas menos recorridas de la Nación.

“Lo más sorprendente es su variedad constante, la diferencia en sus paisajes, la exuberante flora  que  posee, la  vida  salvaje,  su  diversidad  en  cuanto  a la gente  y la  actitud  de las personas, porque todas tienen una forma de ser muy diferente unas de las otras. No hay una sola Colombia, sino muchas.

Mike Slee se enamoró, en fin, de la variedad de Colombia, y en conjunto con Grupo Éxito y Ecoplanet definieron el ritmo del guion así como qué cosas dejar por fuera y cuáles tomas finalmente incluir. Era un reto poder tener un país como Colombia en 90 minutos de filmación.

“En Colombia la investigación fue extremadamente complicada porque hay muchos científicos estudiando la vida salvaje, pero para ellos es difícil hacerlo con tranquilidad en campo por recursos o por temas de desplazamiento o seguridad. Pasamos mucho tiempo leyendo a los científicos, profundizando y tratando de entender cuáles son los lugares representativos de Colombia para definir qué puede gustarle a una audiencia internacional”.

Eso incluía filmar montañas, costas, las regiones húmedas del Pacífico, los paisajes del Caribe, el Orinoco o el Amazonas. Y enamorar a la audiencia con lo que vería. Y al final, como un puntillazo que despierta al espectador, la realidad de la degradación medioambiental que vivimos. Uno de los temas interesantes del diseño del guion fue la necesidad de crear una historia que fuera interesante y profunda para cada público según su nivel de conocimiento.

“Esa fue exactamente mi intención. Que la audiencia se enamorara y se sorprendiera de lo que tiene. Porque cuando uno tiene una audiencia enamorada, y ve que eso está en peligro, es más fácil reaccionar para proteger lo que ama. Por eso construí ese guion: para que esos animales, esos seres que aparecen ahí, generen una reacción emocional”.

  Share: