En Cundinamarca hay escasez de mano de obra calificada, revela estudio

  • Esto se evidencia a raíz de un estudio de muestra realizado en los municipios de Cota, Sopó y Tocancipá, que devela un panorama general del departamento.
  • La mayoría de las vacantes registradas en estos municipios, señala el informe, no exigen un nivel de estudios superior al bachillerato.
  • La investigación fue realiza por la Universidad Católica de Colombia operadora del (ORMET) para Cundinamarca.

Escasez de mano de obra calificada, brechas de género en ocupación laboral y condiciones de pobreza que impactan en la productividad de Cota, Sopó y Tocancipá, hacen parte de los hallazgos del Estudio de Perfiles Ocupacionales realizado por la Universidad Católica de Colombia, en coordinación con el Observatorio Regional de Mercado de Trabajo (ORMET) del departamento.

Entre los resultados del informe, que tomó como muestra los municipios de Sopó, Tocancipá y Cota -estos últimos los de mayor crecimiento económico y los que más aportan al PIB de la provincia de Sabana Centro- se destacan los que tienen que ver con la falta de mano de obra calificada  y su impacto en la calidad de vida de la población.

Según lo explicó William Prieto, Coordinador Técnico de la Universidad Católica de Colombia para el proyecto ORMET, “la creciente industrialización de estos municipios de Cundinamarca ha aumentado la demanda de  mano de obra calificada, que al ser escasa en las poblaciones, obliga a una migración de personal desde la capital u otros departamentos, lo cual a su vez se convierte en mayor demanda de vivienda, movilidad, servicios públicos y esto se traduce en una mayor presión sobre la pobreza local por el aumento de precios, pues los índices de desempleo se mantienen a pesar del crecimiento económico”.

El estudio también develó importantes brechas en el ámbito laboral. Los hombres, por ejemplo, presentan mayor ocupación que las mujeres; los jóvenes de escasos recursos encuentran menos espacios de trabajo a diferencia de los que tienen mejores ingresos; las personas con niveles de estudios técnicos y tecnológicos tienen mayor ocupación que los profesionales; y entre estos las diferencias salariales son mínimas.

A nivel de la provincia de Sabana Centro de Cundinamarca, según la investigación, la mayor demanda laboral se enfoca en las actividades relacionadas con la agroindustria. Por municipios, Tocancipá demanda en mayor medida 14 ocupaciones entre las que se destacan ayudantes de fabricación y procesamiento, operadores de máquinas y trabajadores relacionados con el procesamiento del caucho.

En Cota son los sectores de industrias manufactureras, servicios administrativos y de apoyo, transporte y alimentación, comercio y construcción; los que mayor demanda de trabajo presentan.

Por su parte en Sopó las ocupaciones que más demandan las empresas son las de vigilantes, obreros, ayudantes de fabricación, auxiliares de almacén y bodega, y aseadores.

La mayoría de las vacantes publicadas en los municipios, señala el informe, no exigen un nivel de estudios superior al bachillerato. En Tocancipá, por ejemplo, se encontraron 844 vacantes, de 1.100 en total, que no exigen un nivel educativo superior a primaria, ni experiencia laboral.

El estudio también consultó a los jóvenes bachilleres para descubrir sus intereses de perfiles laborales. En Cota, el resultado fue que los jóvenes se inclinan por la industria extractiva; restaurantes, hoteles y turismo; agrícola y pecuaria; comercio y empresas que fabrican productos para la distribución y consumo.

Por su parte, en Sopó los hombres bachilleres tienen aspiraciones laborales relacionadas con la mecánica, mientras que las mujeres se inclinan mayoritariamente hacia los temas de trabajo social.

“Existen retos para el sistema educativo en Cundinamarca ya que las oportunidades para los jóvenes se deben plantear desde la educación media, con programas afines a sus intereses y que además hagan sentido con el nuevo perfil productivo de la región, para lo cual es necesario vincular en los procesos de capacitación de manera más efectiva al tejido empresarial de la provincia de Sabana Centro” Afirmó Prieto.

Los resultados de este estudio, que tuvo un costo aproximado de 70 millones de pesos, fueron presentados recientemente a las administraciones departamentales y de cada uno de los municipios con el objetivo de construir perfiles ocupacionales e indicadores base de tasa de desempleo, tasa de ocupación y tasa global de participación, para los planes de desarrollo municipales futuros.

La información fue recolectada a través de encuestas a empresas y a buscadores de empleo, así mismo a través del Sistema de Información del Servicio Público de Empleo (SPE), del Sistema de Identificación de Potenciales Beneficiarios de Programas Sociales (SISBÉN); y de talleres comunitarios y pruebas vocacionales teniendo como público objetivo los jóvenes de entre 14 y 29 años de edad.

El Observatorio Regional de Mercado de Trabajo (ORMET) Cundinamarca es una iniciativa liderada por la Universidad Católica de Colombia a través de la Facultad de Economía, que cuenta con el apoyo del Ministerio de Trabajo, el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo en Colombia (PNUD), y la Gobernación de Cundinamarca; y funciona bajo el objetivo de gestionar conocimiento con incidencia en la comprensión del mercado de trabajo municipal, así como en del seguimiento y evaluación de políticas públicas laborales, a nivel municipal y regional, en el departamento de Cundinamarca.