No se entiende que haya acuerdo de expresidentes para apoyar crisis venezolana y no el proceso de paz en Colombia

Por: Rubén Darío Mejía Sánchez.–

BOGOTA, 21 de Mayo_ RAM_ Definitivamente vivimos en el país de la rarezas, en el país en donde ocurren las cosas más extrañas, en donde, como dijo Shakira en la ciudad de Barranquilla, no es justo que hayan muerto más de 300.000 personas y otras tantas hayan resultado heridas y desplazadas por asunto de la violencia, mientras que a los políticos y enemigos de la paz eso no les interesa, pero si les interesa a cuatro ex presidentes ponerse de acuerdo para apoyar una salida pacífica al problema político-social que padece Venezuela en estos momentos.

La visita de la esposa de Leopoldo López Lilian Tintori, con el fin de lanzar el libro “Preso pero libre” sirvió para que en un evento de magnitud nacional e internacional estuvieran presentes además del alcalde de Bogotá Enrique Peñalosa, los ex presidentes Belisario Betancur, Cesar Gaviria, Andrés Pastrana y Alvaro Uribe Vélez quienes ofrecieron su respaldo a la activista venezolana e hicieron votos para que haya una salida por medio del dialogo a la crisis que atraviesa el vecino país, y lo que más llama la atención es que estuvieron allí unidos por una misma causa, mientras que no ha habido fuerza suprema que haga que quien ha atacado más al gobierno de Maduro, como es el ex presidente Alvaro Uribe, respalde los diálogos de La Habana, a lo que respondió llamando al pueblo colombiano a una resistencia pacífica, como lo había hecho en días anteriores, al enviarle una carta a los soldados venezolanos para que se revelaran contra el gobierno de Maduro.

Uno no entiende como Andrés Pastrana, que fue uno de los gobernantes más regulares que ha tenido Colombia en los últimos años haya sido puesto de ejemplo por parte de la señora Tintori, hasta el punto de decir que Venezuela se hubiera salvado con un presidente como él.

Pastrana se despachó contra el presidente Santos, porque está buscando equivocado o no, que se firme un proceso de paz y así terminar la guerra fratricida entre los colombianos y Pastrana vuelve y repite la misma historia, no soportó haber sido derrotado en las elecciones por Ernesto Samper Pizano e hizo su pataleta de turno, le fracasó el intento del proceso de paz y tuvo que contentarse con una silla vacía al ser dejado como novia alborotada por la no presencia de Tirofijo en la mesa en donde se instalaban los diálogos, y ahora como lo que se está logrando no se logró en su gobierno, no es bueno y no es válido.

Sigo preguntándome, que le pasa al ex presidente Uribe, que es un gran estadista con relación a Pastrana y que de pensar las cosas de otra manera, sería mucho lo que podría servirle al país.

La oposición no debe de hacerse por oposición sino con elementos básicos, pero estamos en un paz que todo lo que hacen los demás está mal y solo vale lo que nosotros hacemos.

Se está presentando una coyuntura bastante importante para el país en estos momentos, y es contar con el respaldo de gran parte de la comunidad internacional y de parte de colombianos que no se han dejado llenar la cabeza de cucarachas con los que dicen que no son enemigos de a paz pero que si lo son.

Es lógico que haya miedo entre la población colombiana, por lo que puede suceder en el posconflicto y por las medidas que hay que tomar para hacer cumplir lo firmado en La Habana, pero no es con mentiras que se logra que el bien y la tranquilidad lleguen al país.

Esta guerra no tiene ton ni son y es tan cara la guerra como la paz, pero sería bueno dejar un futuro mejor a nuestros hijos y nietos y que ellos no tengan que vivir el mismo infierno que nosotros hemos vivido,

Pero andamos mal, porque hay un grupo de congresistas que no saben para donde van y como el adagio popular, “para donde va Vicente. Para donde van la gente” y repiten lo que dicen sus jefes sin entender lo que dicen y otros que se parecen al ex alcalde Petro que atacaron y atacaron desde el Congreso y a la hora de gobernar, nada.

Tengo entendido que la labor que deben cumplir los ex presidentes de la República es la de descansar y aconsejar a la comunidad política y al gobierno sobre asuntos importantes de la vida nacional, lo que no es el caso del ex presidente Uribe, porque de verdad no entiendo si él sigue siendo ex presidente, porque creo que renunció para ser Senador activo en estos momentos.

Pongámosle cuidado a los problemas internos que tenemos y busquémosles soluciones y no hagamos como los malos padres que tratan de solucionar los problemas de sus vecinos mientras que su casa es un verdadero caos.

[email protected]