La risa del Presidente

Por: Iván Duque.–

En respuesta al ejercicio de recoger firmas por parte de miles de colombianospara defender sus principios y soportar una demanda de inconstitucionalidad frente al Acto Legislativo de implementación de los acuerdos de La Habana, el Presidente de la República ha decidido burlarse. Para ser más concretos el gobernante ha dicho que “le dan risa”.

Definitivamente es lamentable que un Jefe de Estado tenga una actitud tan displicente y desafiante con un sector de la población que se expresa libre y democráticamente para reafirmar lo que hasta ahora el gobierno se niega a escuchar. La ciudadanía pide una paz digna y estable y no un conjunto de sapos por tragar que favorecen a los cabecillas que han sembrado sistemáticamente dolor y sangre.

imgresLastimosamente el gobierno se ríe de quienes piden cárcel para los delitos de lesa humanidad, pero se entrega sin rubor a quienes con las armas lo chantajean e intimidan.

El Presidente se ríe de quienes piden respetar la Constitución cuando prohíbe la elegibilidad política de criminales atroces, pero es servil al clamor de las FARC para preparar el tapete rojo con el que esperan llegar a la política electoral, luego de su larga lista de abominables delitos.

El Presidente se ríe de quienes piden que las FARC utilicen sus dineros ocultos para reparar a las víctimas, mientras los victimarios que se pavonean por Cuba, se burlan de toda Colombia diciendo que son una organización sin recursos.

El Presidente se ríe de quienes piden no igualar a las Fuerzas Armadas con las FARC, mientras los cabecillas de esa organización se ríen de haber logrado imponer una jurisdicción donde estarán con quienes antes los perseguían y donde han homologado a ellos su delincuencial cadena de mando.

El Presiente se ríe de quienes piden un referendo legítimo donde prime el voto informado para refrendar los acuerdos, mientras las FARC se ríen de haber logrado imponer la inclusión de los acuerdos en el bloque de constitucionalidad.

Estamos ante un gobernante que no quiere ser símbolo de unidad y que por el contrario quiere imponer su voluntad al precio que sea, pasando por encima de los principios de la justicia y la legalidad con tal de firmar un papel con las FARC.

A los colombianos de bien no les da risa de un Presidente que va a dejar fracturadas las instituciones con la firma de un acuerdo sin un plan serio de implementación, cuya improvisación será sentida en toda Colombia.

A los colombianos de bien no les da risa ver que se han afectado los equilibrios de poderes y se ha buscado sustituir la Constitución para complacer las presiones de los mayores criminales de la historia patria.

A los colombianos de bien no les da risa de ver que se afecta la economía, se agudizan los problemas sociales, hay ausencia de autoridad y la agenda de nación pasa a un segundo plano en las prioridades del Palacio de Nariño.

Aunque el Presidente se ría, la ciudadanía de bien debe perseverar, demandar la ilegalidad del Acto Legislativo para implementar los acuerdos y defender la justicia. Gandhi decía primero te ignoran, después se ríen de ti, luego te enfrentan y luego ganas. Aunque el Presidente se ría al final ganará la justicia.

  • Senador de la República por el Centro Democrático