Banco de Bogotá

¿Qué cambios deben implementar los bancos en Colombia para ganar la confianza de sus clientes?

Por: Jorge Gómez  *  

Después de la pandemia del COVID-19 los consumidores colombianos están cada vez más preocupados por su seguridad personal y nacional, dejando en segundo plazo a la seguridad de Internet. Sin embargo, los bancos han reportado un aumento del 238% en los ciberataques y junto al sistema de salud suman casi un tercio del total de los ciberataques reportados. Entonces, dado el aumento de los ataques y la nueva vulnerabilidad de los clientes, en conjunto con su menor preocupación, ¿cómo pueden los bancos proteger mejor a sus clientes durante este período y más allá?

Seguridad en transferencias bancarias

No es sorprendente que haya un aumento masivo de transacciones financieras sin tarjeta. Por esta razón, es importante que los bancos inviertan en medidas de seguridad sofisticadas como la autenticación biométrica multifactor, el análisis de datos de comportamiento, el monitoreo y la detección instantánea de intrusos en sus canales, el aislamiento dinámico, la microsegmentación cifrada y más, todo construido sobre una base de resiliencia y Cero Confianza. Al familiarizar a los clientes con medidas de seguridad que los protejan, pero no afecten su experiencia y confianza en la entidad, los bancos pueden convertirla en un hábito que se mantenga cuando regresen tiempos potencialmente más seguros.

Protección de la seguridad personal

Según los resultados del Índice de Seguridad de Unisys 2020, los países en desarrollo son los que más aumentaron las preocupaciones por la seguridad personal. Este es el caso de Colombia que gran parte de este aumento se atribuye a la preocupación por el robo de identidad. Los bancos de países como Colombia, han aumentado sus inversiones en seguridad, pero muchos todavía están rezagados frente a sus pares en países más desarrollados. Los bancos pueden comenzar a trabajar juntos en campañas con el objetivo específico de revitalizar las preocupaciones de los consumidores sobre la seguridad de Internet. Además, los bancos también pueden aprovechar las soluciones tecnológicas cada vez más eficaces, como la biometría, la gestión de credenciales, el acceso restringido, la supervisión de la red y el rápido aislamiento de los intrusos.

Explotar el poder de la biometría

Para reducir el robo de identidad, los reguladores de todo el mundo están promoviendo, y en algunos casos exigiendo la autenticación biométrica. Los bancos que puedan incorporar rápidamente ofertas como la autenticación de voz telefónica, el reconocimiento facial en tiempo real para la autenticación en aplicativos digitales, sucursales de atención presencial y en cajeros automáticos, así como la incorporación de canales digitales más completos, estarán en mejores condiciones de mitigar el riesgo de fraude por suplantación y estimular el uso de sus canales para una mayor transaccionalidad.

Por supuesto, lograr que los clientes proporcionen más información personal conlleva la obligación adicional de que los bancos empleen sus propias medidas de seguridad avanzadas, como las mencionadas anteriormente y demuestren estar preparados para prestar sus servicios con los componentes de seguridad más adecuados, pero sin afectar la experiencia de sus clientes en los diferentes canales de atención.

close
Comparte: