Por: Horacio Serpa.– Bogotá, 6 de junio_ RAM_ La Empresa Colombiana de Petróleos fue símbolo de prosperidad, seriedad, sana riqueza para los colombianos y transparencia. Durante años fue la Empresa líder, la mejor manejada, la más moderna, la más productiva, el patrimonio del país, “la joya de la corona”. Ya no, por desgracia. Los medios de comunicación informan que nuestras reservas de petróleo solo alcanzan para cinco años, lo que es una catástrofe. Ecopetrol, tiene mucho que ver porque no invirtió suficiente en exploración cuando el valor del crudo era alto y sus ingresos inmensos. Se contentó con hacer algo, recostada en la idea deLeer mas

Por: Horacio Serpa * Reconozco el interés del Presidente Santos porque el pueblo que gobierna tenga buena salud; también se de las preocupaciones del Ministro Gaviria por avanzar en el plano de la prevención y lograr que a los enfermos se les brinde adecuada atención y oportunos tratamientos, así como conozco sus acciones por defender al Estado y a la sociedad de los pulpos financieros y de las actitudes atrabiliarias de los que han hecho de la salud un lucrativo negocio económico. A pesar de todo ello, la salud sigue “manga por hombro”, con pésimos resultados que especialmente sufren los afiliados al sistema y losLeer mas

Por: Horacio Serpa.– Bogotá, 01 de noviembre_ RAM_ Sobre la reforma tributaria asegura el famoso economista Mauricio Cabrera: “se puede decir que en general tiene un claro sesgo en favor del sector empresarial y en contra de los estratos medios que será necesario corregir”. Agrega que quienes quieran evitar impuestos a un sector específico deben asumir el costo de proponer otros gravámenes que equilibren la propuesta gubernamental.Leer mas

Por: Horacio Serpa Bogotá, 03 de octubre_ RAM_ Claro que estoy triste. Nunca llegué a pensar que el Si en el Plebiscito pudiera perder. La causa era tan noble, tan altruistas sus objetivos, que no era fácil imaginarse la derrota. Además, todas las encuestas lo decían. Increíble, pero ocurrió.Leer mas

Por: Horacio Serpa.– BOGOTA, 13 de junio_ RAM_ Las cárceles están llenas. Las personas detenidas sufren inhumano hacinamiento y no hay poder humano que solucione la situación. Se ha acudido a todas las fórmulas y ninguna ha dado resultado. El Estado gasta enormes sumas de dinero en construir cárceles nuevas, pero el número de detenidos es superior a los cupos creados. La situación es insostenible e incorregible a pesar de la preocupación del gobierno, de los Jueces y del Congreso Nacional. Nada de lo que se hace o dispone es suficiente para atender tan complejo problema.Leer mas

Por: Horacio Serpa.– BOGOTA, 06 de junio_ RAM_ A raíz de la decisión de la Honorable Corte Constitucional por medio de la cual se revivió el Consejo Superior de la Judicatura, mucha gente concluyó dos cosas: este Consejo tiene las 7 vidas del gato, una; la otra es la necesidad de convocar a una Constituyente para reformar a la Justicia, porque las autoridades judiciales no van a permitir del Congreso ninguna modificación que no se haga de acuerdo con ellas.Leer mas

Por: Horacio Serpa BOGOTA, 30 de mayo_ RAM_ Es cierto que deben respetarse las patentes y los derechos de autor, como regla general. Pero cuando está de por medio la salud del pueblo, hay que estar con el pueblo. A propósito del tema del Glivec, se está planteando un sofisma inadmisible. Dicen que como deben respetarse las normas internacionales y las nacionales sobre marcas y patentes so pena del repudio general y de drásticas sanciones de los Organismos Multilaterales, a Colombia no le queda más remedio que aceptar los altísimos precios que las multinacionales de los medicamentos imponen a sus productos, así ello cause gravesLeer mas

Por: Horacio Serpa Uribe BOGOTA, mayo de 2016_ RAM_ Es muy difícil entender a la gente. Llevo cincuenta años escuchando quejas, reclamos y denuncias por las acciones ilegales de la guerrilla, con razón. Ha sido una larga y triste historia de sangre, de abusos, de destrucción, saturada de todas las irregularidades, atropellos, arbitrariedades que se puedan imaginar, atribuibles no solo a la subversión sino a los paramilitares, al narcotráfico, a la delincuencia común y a agentes del mismo Estado. Una grande y desgraciada anarquía que solo nos ha dejado dolor, lágrimas, ruina y desesperanza.Leer mas