Duque objeta ley que flexibiliza las condenas a mujeres cabeza de familia

Comparte:

El presidente Iván Duque objetó, por inconstitucional, la ley que sustituye las condenas a las mujeres cabeza de familia por trabajo social.

Pese a que el Gobierno reconoció las bondades de la iniciativa, advirtió que sustituir las penas privativas de la libertad por una sanción simbólica, que consiste en horas semanales de trabajo social frente a delitos graves como el concierto para delinquir, el hurto calificado y agravado, el narcotráfico y otras conductas punibles cuya pena sea superior a seis años e igual o inferior a ocho años, resulta abiertamente inconstitucional.

El argumento es que, más allá del beneficio que pueda producir en materia de alternatividad penal, “genera un incentivo perverso para la comisión continuada de esas conductas ante la posibilidad de no ser perseguidas adecuadamente por el Estado con la severidad que las mismas exigen”.

“El legislador, al extender la medida sustitutiva de la pena privativa de la libertad de la que trata el proyecto de ley a los delitos de concierto para delinquir, hurto calificado y agravado y narcotráfico, lesiona derechos e intereses individuales y colectivos, y pone en peligro la existencia misma de la sociedad y del Estado, en tanto incentiva y promueve la comisión de tales conductas delictivas”, señalan las objeciones.

Así que el jefe de Estado devolvió al Congreso de la República este proyecto de ley sin la correspondiente sanción presidencial. Las objeciones deberán ser tramitadas en ambas cámaras.

Comparte:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Abrir chat