El objetivo final de un presupuesto, además de racionalizar las actividades financieras personales y de la familia, es permitir ampliar la capacidad de ahorro. La entidad aconseja que lo mejor es buscar inversiones que ayuden a potenciar ese dinero y pone a disposición opciones como CDT o Fondos de Inversión para no malgastar los ahorros. 

Estos recursos hacen parte del paquete de $29.500 millones que el MinTIC destinó este año para la televisión pública, las más alta en los últimos nueve años. Con otros $12 mil millones se financiarán coproducciones para la televisión pública entre los canales y las productoras seleccionadas por éstos.