Press "Enter" to skip to content

6 de cada 7 personas desperdician el 30% de los alimentos

Comparte:

Bogotá, noviembre de 2021 – Con los distintos cambios en los sectores económicos, los consumidores de hoy en día son más exigentes, sofisticados e impacientes. Los compradores saben lo que quieren, y lo quieren ahora. Para los productores de alimentos y bebidas, esto crea una necesidad urgente de volverse más ágil y receptivo a las demandas del mercado.

La industria de alimentos y bebidas está atrasada en las mejoras operativas y de eficiencia. Un reciente estudio de Gartner revela que el 87% de las organizaciones de alimentos y bebidas están muy rezagadas en análisis y capacidades de inteligencia empresarial. El éxito de los productores de alimentos y bebidas en el futuro digital depende de hacer inversiones inteligentes hoy.

“Es por eso que las empresas necesitan invertir en tecnologías y prácticas de la Industria 4.0, como la industria sistemas de Edge Computing e Internet de las cosas (IoT) que les permiten converger TI y operaciones sistemas de tecnología (OT), automatizar la cadena de suministro y los sistemas de producción, y aumentar la visibilidad en todo el proceso de producción mediante la captura y el análisis de datos para impulsar mejoras operativas”

Hernán Neirotti, Business Developer Manager, de la unidad de Secure Power de Schneider Electric.

Según cifras del Banco Mundial de Alimentos, el sector Alimentos y Bebidas es parte de la revolución 4.0 de la industria, está llevando a las compañías a una acelerada transformación de productividad y digitalización. Para 2030 se espera que  6 de cada 7 personas consuman 3.000 calorías por día y se desperdician cerca del 33% de alimentos por una falta de automatización de procesos.​

Por eso, Schneider Electric, Schneider Electric, líder en la transformación digital de la gestión y automatización de la energía, presenta 3 pasos indispensables para digitalizar el sector de alimentos y bebidas y llevarlos a la vanguardia tecnológica de la industria 4.0.

  1. Demasiados silos

Tradicionalmente, la fabricación de alimentos y bebidas se ha basado en infraestructuras basadas en silos. Eso significa ejecutar soluciones independientes implementadas en diferentes áreas de la planta que no se comunican mutuamente.

Los sistemas heredados utilizan soluciones anticuadas de control de supervisión y adquisición de datos (SCADA) que carecen de la visibilidad, la recopilación de datos y las capacidades de gestión remota que exigen los entornos modernos. Estos sistemas todavía dependen en gran medida de los procesos manuales para monitorear el equipo, revisar la producción rendimiento y realizar otras tareas, lo que aumenta las posibilidades de error y la posibilidad de tiempo de inactividad.

Para ganar agilidad, los productores de alimentos y bebidas deben centralizar los sistemas de automatización industrial, respaldado por redes de Edge Computing  que colocan el procesamiento y el análisis más cerca de los usuarios de manera real. Estas inversiones les ayudarán a ganar visibilidad en sus operaciones, desde el punto de entrada a través de la producción hasta el llenado, el envasado y envío. Este tipo de visibilidad puede ayudar a mejorar el control de calidad, evitar la contaminación y evitar el tiempo de inactividad.

Por ejemplo, las plataformas de monitoreo remoto emiten alertas cuando una máquina muestra signos de mal funcionamiento, facilitando a los operadores de la planta tomar medidas rápidas para evitar el tiempo de inactividad. Estos datos se recopilan y almacenan para una revisión posterior, revelando información sobre las operaciones que se pueden utilizar para mantenimiento, siendo más rentable y eficiente que los programas de mantenimiento basados ​​en el calendario.

  1. Controladores de digitalización y automatización

Una de las tendencias más importantes que impulsa la automatización y la digitalización en alimentos y bebidas es la necesidad de aumentar la velocidad. Cada vez más, los productores tienen que girar automáticamente para abordar las demandas del mercado de productos nuevos: incluso productos individualizados, y llegar a abordar las necesidades de los clientes.

Las empresas populares de alimentos y bebidas han modernizado las instalaciones de producción para obtener la flexibilidad de cambiar de producto sin tener que cerrar las líneas de producción para los ajustes. Por ejemplo, un fabricante de mantequilla de maní esparcible puede permitir que los clientes pidan frascos personalizados con sus nombres en ellos. Las empresas de refrescos pueden realizar cambios rápidos en la producción para adaptarse a un amplio menú de sabores.

Otra tendencia importante tiene que ver con la seguridad alimentaria y la trazabilidad, lo que brinda a los productores una visión completa de la cadena de suministro y producción. Con ello, la capacidad de rastrear todo, desde los proveedores de los ingredientes, la producción, hasta la entrega es crucial. Si la contaminación ocurre en cualquier parte del proceso, un productor podrá identificar rápidamente dónde ocurrió y por qué.

En el caso de un retiro de producto, una empresa necesita rápidamente consultar los registros de producción, ver dónde y qué causó el problema y corregirlo antes de que el problema aumente, impactando en el público y su marca. La trazabilidad también mejora la relación con el consumidor, pues los compradores quieren información sobre sus productos, incluidos ingredientes, puntajes nutricionales, alérgenos e impacto ambiental, ya que la información genera confianza en la marca con los consumidores.

  1. Impulsar la rentabilidad en una industria de márgenes reducidos

La necesidad de mejorar la rentabilidad también está impulsando las inversiones de la Industria 4.0 en alimentos y bebidas. Los  márgenes notoriamente delgados de la industria solo han aumentado el incentivo para que las empresas se modernicen y adopten nuevas tecnologías para aumentar la eficiencia y la productividad de las cadenas de suministro y producción. Las mejoras pueden tener un impacto sustancial en el resultado final, por lo que se hace un mayor énfasis en evitar errores y tiempos muertos.

Por supuesto, la competencia siempre es feroz, incluso para los líderes del mercado de alimentos y bebidas, pues siempre habrá un competidor pisándoles los talones para capturar espacio en el mercado. Mantenerse por delante de la competencia y tener éxito en el futuro digital requiere un fuerte compromiso hoy con la Industria 4.0. Aprender más sobre cómo las empresas de alimentos y bebidas están aprovechando la digitalización y la informática de punta para mejorar la visibilidad y las operaciones.

www.se.com   

Apúntate

Necesitamos tu ayuda para financiar nuestra cobertura informativa sobre Colombia y el mundo? Porque somos un ecosistema de noticias independiente. Tu contribución nos permite seguir ejerciendo un periodismo de análisis y contexto.
Juntos, podemos seguir contando las noticias como son.

https://libretadeapuntes.com/categoria/noticias

Comparte:

Be First to Comment

Deja una respuesta

Abrir chat