Press "Enter" to skip to content

Policía dividida, politizada y sindicalizada

Comparte:

Hace unos días, Humberto de la Calle, exjefe de negociadores del gobierno con las FARC, publicó un trino que pasó casi desapercibido a pesar de su importancia, o de su gravedad según se mire. 

No solo por lo que dice, sino por quien dice. De la Calle plantea que el director general de la Policía debe ser un civil. Como si ya no lo fuera. Y, en mi opinión lo más grave, dividir la Policía en dos: una Policía especializada en combatir el crimen organizado y el terrorismo y otra Policía especializada en cubrir la Seguridad Ciudadana. 

Dice que, con sacar a la Policía colombiana del Ministerio de Defensa, ya sea para que dependa del Ministerio del Interior o de un nuevo Ministerio de Seguridad Ciudadana no basta. 

Importante recordar que las FARC intentaron incluir en su Acuerdo con el Gobierno dos cosas: la eliminación del Esmad y el paso de la Policía Nacional del Ministerio de Defensa al de Interior. 

Como el palo no estaba para cucharas en ese momento dejaron el asunto para después y tras de esos dos objetivos vienen trabajando las disidencias de las FARC con asiento en el Congreso y sus partidos políticos afines. 

Trabajo persistente y consistente que incluye una muy bien organizada campaña de desprestigio, su debilitamiento operativo e institucional y ahora la propuesta de dividirla en dos. Como tratando de darle contentillo a todo el mundo. 

¿Será coincidencia lo del cambio del color de los uniformes o un adelanto de una Policía de Azul bajo el mando de los políticos de turno y una verde que dejan en el Ministerio de Defensa?   

Cómo sea ese protagonismo de Humberto de la Calle sobre el tema ha dado lugar a una versión según la cual hay un pacto secreto, no firmado, para cumplir esos dos objetivos.

El viernes publicamos en este espacio de Libreta de Apuntes Noticias una carta del Colegio de Generales de la Policía en la cual le recuerdan a De la Calle que el director de la Policía ya es un civil según la Constitución y le preguntan si cuando habla de un “Director Civil” en realidad está hablando de un “Político al mando de la Policía” y llaman la atención sobre las dudas que despiertan que sea el Jefe de Negociadores quien la promueva. 

A la preocupación de los Generales se sumó la del exalcalde de Bogotá, Enrique Peñalosa quien dijo en un Live de Libreta de Apuntes Noticias que al sacar del Ministerio de Defensa a la Policía ea abrirle las puertas a la sindicalización de los policías lo cual haría imposible despedir a un agente corrupto.

Cómo vemos el objetivo de las FARC y sus amigos es dividir a la Policía. Politizar a sus directores y sindicalizar a sus agentes. Crear un monstruo de mil cabezas al sentir de muchos expertos nacionales e internacionales.

Las Farc y sus amigos quieren tener dos policías débiles en lugar de una Policía fuerte. El sueño de cualquier delincuente.

Comparte:

Be First to Comment

Deja una respuesta

Abrir chat